EL LADO B DEL COBRE

Ya no es sinónimo solo de industria pesada e instalaciones eléctricas. Aunque hay mucho que mejorar en sustentabilidad, la minería del metal rojo hoy ofrece soluciones antimicrobianas para la vida moderna que prometen mantenernos lejos de bacterias y hongos.

Antimicrobiano

Los impactos ambientales de la minería son innegables y hay un largo camino que recorrer para hacerla sustentable en todo el mundo. Pero en lo que nos toca, en Chile nuestro principal mineral tiene también beneficiosas propiedades antimicrobianas que son utilizadas en una serie de productos que prometen mejorar la calidad de vida. Sin ir más lejos, los pasamanos de las nuevas líneas 3 y 6 del Metro incorporarán CU+ (la marca internacional con que se conoce el cobre antimicrobiano), para prevenir contagios entre los usuarios. En el área médica se ha comprobado la eficacia del cobre contra infecciones intrahospitalarias en salas UCI, de pacientes críticos, e incluso en la Clínica Mayo (EE.UU.) se están recubriendo prótesis óseas para bajar la tasa de infecciones de los implantes.

Candados, mouses, teclados

Recién estrenados están los candados con cobre de Bash, disponibles en Easy, a los que seguirán lockers con membranas antibacteriales. Pronto debutarán mouses y teclados de la marca SYN con cobre. Desarrollados en alianza con Codelco, a través de CodelcoLab (que fomenta nuevos usos para el mineral) y Copper Andinotodos los productos certificados en su efectividad antimicrobiana en base a cobre y zinc por la U. de Chile y SGS (Société Générale de Surveillance) presentan el logo Copptech. www.copptech.com/es/

 

Ropa, calzado, toallas

Los calcetines fueron de los primeros productos en incorporar fibras de cobre a la ropa, eliminando hasta el 99% de bacterias y hongos.

Aquí también se lanzaron las primeras sandalias con cobre que evitan y reducen infecciones, hoy es posible encontrar otros artículos con esta tecnología, como toallas (Lourdes, disponibles en diferentes tiendas); hasta ropa de trabajo, mascarillas, guantes y primeras capas.

 

Fuente: extracto, http://www.revistamujer.cl/

About the Author: